Llorente, un Fernando 2.0

Los tres delanteros centro más importantes del fútbol español en los últimos 20 años tienen en común varias cosas, la primera de todas el nombre,  y otra muy importante, su aportación a la selección española.

Fernando Morientes, Fernando Torres y Fernando Llorente representan lo  mejor que ha dado el fútbol nacional en las dos últimas décadas,  en la posición de “nueve”, dentro de un terreno de juego.

Además, creo que Morientes mejoró a sus predecesores, Torres, en muchos aspectos,  mejoró a Morientes y Llorente es el presente más rabioso y creo que mejora a los dos (los tres tienen caracterísiticas diferentes, pero en global Llorente me parece el más completo).

1993

Queda ya lejana la temporada 93-94. Un chaval nacido en Cilleros (Cáceres) y criado en Sonseca (Toledo), debutaba en Primera División. De complexión delgada, destacaba por un buen juego aéreo, mucha presencia en el área rival. Debutó en el Albacete y no tardó en destacar.

El Zaragoza se fijó en él y tras dos campañas fantásticas en La Romareda, llegó al Real Madrid en el verano de 1997. En pocos meses se convirtió en titular indiscutible, esa misma temporada desbancó a Davor Suker del once inicial del Madrid y fue titular en la final de la Copa de Europa ante la Juve.

La pareja Raúl y Morientes jugó varios años en el Real Madrid y en la selección española. En el Madrid fueron indiscutibles hasta el verano de 2002, cuando llegó Ronaldo, y en la selección hasta  el año 2006 (aunque Morientes se perdió la Eurocopa del 2000 y el Mundial de 2006, en ambas los técnicos eligieron convocar un defensa más y llevar un delantero menos, en el 2000 Camacho con Salgado y en el 2006 Aragonés con Marchena).

Tras el Mundial de Alemania, Raúl desapareció de las convocatorias y Morientes volvería en varios partidos de la fase de clasificación para la Euro 2008, pero se cayó de la lista final.

Fue un jugador que mejoró técnicamente con los años, manteniendo siempre su fenomenal juego aéreo, aunque nunca se quitó la etiqueta de jugador “de rachas”. Mónaco, Liverpool, Valencia y Olympique de Marsella también disfrutaron de sus servicios.

2001

El Atlético de Madrid transita por su primer “año en el infierno” en la Segunda División tras el terrible descenso de la temporada 99-2000. A pocas jornadas del final del campeonato, Carlos García Cantarero, tercer técnico del equipo en aquella temporada, dio entrada a un chaval llamado Fernando Torres una mañana de mayo, ante el Leganés,  en el Calderón.

A los 15 días hizo su primer gol en Albacete y desde entonces,  Atlético, Liverpool, Chelsea y la selección española han disfrutado de su fútbol.

Con el Prater de Viena en el recuerdo y aquel gol que proclamó a España campeona de Europa en 2008, en la actualidad Torres no pasa por su mejor momento.

Su sequía goleadora en el Chelsea, muy perjudicado por el juego del equipo en mi opinión, ha terminado con su salida momentánea de la selección, con la que ha acudido a las Eurocopas de 2004 y 2008 y a los Mundiales de 2006 y 2010.

Torres es un gran delantero al espacio (en el Chelsea, salvo Mata, nadie es capaz de darle balones ahí), potente en carrera, aunque no es un gran finalizador, ahí tiene una carencia, y tampoco es un especialista en el juego aéreo.

Su constante movilidad es un punto a favor y con los años también ha mejorado en su faceta de asistente. Sus mejores momentos en el Chelsea esta temporada son pases de gol, que es un dato interesante, pero que ratifica que no pasa por su mejor momento como goleador.

2005

Ernesto Valverde hace debutar a un chaval nacido en La Rioja el 16 de enero del año 2005, en un partido en San Mamés ante el Espanyol.

Llorente es chico de 19 años en aquel momento, que llama la atención por su altura,  1,95 m, y por su coordinación.

Demostraba habilidad técnicamente,  además de una gran coordinación en sus movimientos cuando tenía la pelota en los pies, algo inusual en un jugador de esa estatura.

Su camino en el Athletic no iba a ser de rosas precisamente durante los siguientes dos años. No fue hasta la llegada de Caparrós al banquillo rojiblanco, en el verano de 2007, cuando se produjo la explosión definitiva de Fernando Llorente.

Del Bosque empezó a contar con él para la Copa Confederaciones del año 2009,  y sus minutos un año después ante Portugal, fijando la defensa, dejando balones de cara y buscando centros desde las bandas,  en el Mundial de Sudáfrica, fueron clave para que España eliminase a los lusos en octavos y se metiera en cuartos de final.

No va tan bién por arriba como iba Morientes, ni es tan veloz al espacio como Torres, pero en conjunto, me parece el más completo de los tres.

En el gol que marcó pasado jueves el Old Trafford, se pueden ver casi todas sus virtudes. Recibe un pase de Muniain, aguanta el balón de espaldas, descarga sobre la llegada de un centrocampista que abre a banda, y se va a buscar el remate dentro del área.

Es técnico, tiene la envergadura necesaria para jugar de nueve, lo hace bien de espaldas y es buen rematador.

Es cierto que para favorecer su juego necesita bandas,  y España sólo las ultiliza en momentos determinados de los partidos. Pero tengo la sensación que la próxima Eurocopa puede ser importante para él. Desde el inicio o en momentos puntuales de los encuentros.

Dos estilos enfrentados en el Centenario de Montevideo

Anoche pude ver el partido del Grupo 8, de la fase de grupos, en la Copa Libertadores entre Peñarol de Montevideo y la Universidad de Chile, más conocida como la “U”.

El partido fue hermoso y se pudieron ver dos estilos muy diferentes, por lo que el encuentro merece que se escriban unas líneas sobre él. Además se jugó en el “Centenario” de Montevideo, escenario incomparable.

La armonía de la U

La “U”, que dirige Jorge Sampaoli, tiene un mérito increíble, vigente campeón de la Copa Sudamericana, ha perdido a sus dos delanteros titulares, Eduardo Vargas (que se fue al Nápoles y casi no cuenta) y Gustavo Canales (que se ha ido a la Súper Liga china).

El equipo mostró una personalidad tremenda, se sobre puso al golazo de Freitas en el minuto 21, para ir creciendo poco a poco en el partido. Con salida de balón desde atrás, y con un una pareja magnífica en medio campo, formada por Marcelo Díaz y Charles Aránguiz. El partido anoche de Díaz fue fenomenal.

Marcelo Díaz

Apoyando a los laterales en la salida del balón, repartiendo con criterio, dando continuidad al juego y perdiendo muy pocos balones.

Además, juega la “U” juega con tres en el fondo y los laterales, M.Rodríguez y Mena, se desdoblan en ataque de maravilla.

Arriba, la movilidad de Junior Fernándes y su poderoso disparo, que se pudo ver en el gol del empate, es peligro asegurado.

En la segunda parte, entró Lorenzetti por Castro y dio una movilidad tremenda al equipo, aunque estuvo algo impreciso. Casi al final, Cereceda y el peruano Ruidíaz, entraron por Aránguiz y Henríquez.

Peñarol, más garra que juego

Peñarol es peor equipo que en la pasada edición y sí nota mucho las bajas. Sobre todo la de M.Mier, que partiendo de la banda izquierda creaba mucho peligro. El goleador Martinuccio, ahora en Villarreal, conectaba muy bien con Mier.

El empate le sirve de poco a los manyas, pero el equipo fue capaz de competir siendo inferior, con garra y juego directo, con una gran labor en medio campo, a nivel de presión, intensidad y llegada a la frontal de Freitas, detalles de Cristóforo (aunque no hizo mucho ayer), del que se habla que tiene un gran futuro. Para mi, el partido de Peñarol tuvo muchísimo mérito, desde su inferioridad.

“Polilla” Da Silva, actual técnico carbonero y en su día, delantero del Atlético de Madrid

El “Polilla” Da Silva quitó a Zalayeta, su referencia en la punta de ataque, y dio entrada a J.Pedro buscando más movilidad. Poco antes había entrado M.Pérez por Albín y poco después lo hizo Zambrana por un Estoyanoff muy cansado.

Los tres cambios pretendían revitalizar el ataque, buscar más movilidad, ser menos previsibles.

No le sirvió de mucho y al final tuvo que aperecer Carini para salvar un punto. No obstante, Peñarol trabajó mucho y  mejoró la imagen del 0-4 ante At.Nacional, aunque un sólo punto en tres jornadas, augura un mal futuro para el sub-campeón vigente.

 

 

Play Fútbol SER

Os dejo el link con @PlayFutbolSER de ayer. Entrevista a Scaloni, el fracaso de V.Boas, tertulia sobre la Champions… y en “Pedazos de Historia”, mi granito de arena en el programa, recordamos la ida de la final de la Copa de la UEFA de la temporada 1987-88 entre el Espanyol y el Bayern Leverkusen (rival del Barça esta semana): PLAY Fútbol SER

Villas Boas y Domingos nueve meses después…

18 de marzo de 2011, Aviva Stadium de Dublín: Oporto y Sporting de Braga disputan la final de la Europa League en una fiesta del fútbol portugués. En los banquillos, dos jóvenes técnicos que están asombrando en el fútbol europeo.

Villas-Boas

André Villas-Boas era un joven técnico de 34 años en ese momento, que comenzó su carrera como técnico a los 16 años, cuando en el ascensor de su edificio coincidió con B. Robson (q.e.p.d.), técnico del Oporto por aquel entonces, y le sugirió que pusiera como titular al delantero Domingos Paciencia, que no era titular con el técnico inglés.

André Villas-Boas, técnico del Chelsea

Años después fue segundo de Mourinho durante cinco años hasta que le llegó la oportunidad de dirigir al primer equipo del Oporto en el verano de 2010.

Domingos Paciencia

Domingos Paciencia se retiró como profesional en 2001 en la filas del Oporto,  en 2005 ya era entrenador del Oporto B y tras entrenar al Académica, cumplía su segunda temporada al frente del Sporting de Braga.

Domingos Paciencia, cesado como técnico del Sporting

El jugador que recomendaba para el once inicial un joven V.Boas a Robson en 1994, se iba a enfrentar a él como técnico en la gran final de la Europa League 17 años después.

Aquel Oporto demoledor de comienzos de 2011

El Oporto del último tramo de la temporada pasada era un equipo demoledor, que apretaba arriba, con Fernando en el medio centro, las diagonales de Guarín cerca de la banda derecha con muchísima llegada, la “resurrección” de Joao Moutinho, y el nivel estratosférico de Hulk por detrás de Falcao y jugando a pierna cambiada por la derecha en muchas ocasiones.

El orden llevado a la máxima expresión en Braga

El Sporting de Braga era un equipo muy defensivo, al que era muy difícil hacerle un gol, con la virtud de dormir los partidos hasta que apareciese su momento, y un conjunto que si se adelantaba en el marcador, era muy difícil remontarle.  Un magnífico Silvio de lateral izquierdo, siendo diestro, un centro del campo fuerte, con Custodio y Hugo Viana,  la calidad del veterano Vandinho, la velocidad de Alan…, un equipo con poco gol, pero que rentabilizaba fenomenal los pocos que hacía.

La final se la llevó el Oporto, gracias a su mayor calidad individual en una conexión entre Guarín y Falcao, pero ambos técnicos fueron triunfadores. El premio, Villas-Boas firmó por el Chelsea y Domingos por el Sporting de Lisboa.

Ambos firmaron con la idea de comenzar un proyecto  largo. Ocho meses después la realidad es bien diferente.

Actualmente en el Chelsea

Villas-Boas está en la cuerda floja. Su Chelsea no genera fútbol, el equipo es lento, forma un atasco tremendo en medio campo y arriba,  Torres no marca y Drogba, que comenzó bien, se fue un mes a la Copa de África y ya es veterano.

Además, no está fino con sus decisiones. El único futbolista que genera juego es Mata y en muchos partidos le coloca demasiado pegado a banda. Ayer sin ir más lejos, cuando entró Kalou y él se fue al medio inició la jugada del 1-1 ante el Birmingham.

Intenta que Sturridge sea su Hulk del Oporto, y aunque comenzó bien  la temporada, ha ido a menos pese al gol de ayer.

Lo peor es en medio campo. El equipo no tiene salida de balón desde su propio campo. Han jugado muchos partidos Meireles, un llegador, Ramíres, un “conductor” de balón y Lampard, muy lejor de su mejor momento. Desde que ha vuelto de la lesión Essien juega mucho, pero el mejor Essien es un jugador agresivo, intenso, pero no un organizador, y además ya no es la mejor versión del ghanés.

El único medio que tiene para dar critErio a la salida del balón es Oriol Romeu, medio centro “ancla”, posicional, con buena salida de balón desde su propio campo, pero tras unos partidos como titular en los que el equipo mejoró, V.Boas le ha retirado su confianza.

El presente en el Sporting

Domingos comenzó bien en el Sporting. El equipo era muy sólido defensivamente, con el medio centro argentino Rinaudo por delante de la defensa, dos medio con mucha llegada como Schaars y Elías, la creatividad de Matías Fernández y D. Capel, y el buen hacer de V. Wolfswinkel arriba.

Se lesionó Rinaudo y el equipo se desmoronó como un castillo de naipes. Domingos no acertó con el sustituto de Rinaudo (acaba de volver) colocando al joven Renato Neto o a Bruno Pereirinha.

Ese no fue el único problema, el equipo adolecía de gol y la directiva retiró su confianza en él, colocando al ex-jugador del club Ricardo Sa Pinto, en una decisión equivocada en mi opinión.

Así es el éxito en el fútbol, efímero muchas veces, V.Boas aún está a tiempo, pero su futuro en el Chelsea no es nada esperanzador.

Creo que el Sporting debería haber tenido más paciencia con Domingos, su trabajo en Braga fue extraordinario, y aunque no haya estado brillante en algunas decisiones, la idea era un proyecto a largo plazo.

Así juega el CSKA de Moscú

Introducción

Falta poco para que vuelva las Champions con los octavos de final y aquí os dejo mi análisis del juego del rival del Real Madrid, el CSKA de Moscú.

En la última década y gracias a la Copa de la UEFA conquistada en la temporada 2004-05,  el CSKA ha vuelto al primer plano del fútbol ruso.

Desde la caída de la Perestroika y la extinción de la Unión Soviética, el equipo del “Ejército Rojo” fue perdiendo importancia año tras año.

La inyección económica, desde la sombra, de la empresa petrolera de Abramovich, le dio un empujón para poder fichar jugadores e ir confeccionando una plantilla de calidad a mediados de la primera década del nuevo siglo.

Liga rusa

Actualmente la liga rusa se encuentra parada. A la espera de la temporada 2012-13, en la que la competición se jugará como en el resto de ligas europeas, esta temporada se ha jugado una primera fase de Marzo a Noviembre de 2011, en la que el CSKA ha quedado segundo.

Los ocho primeros compiten en un Play-Off por el título (aunque cuentan los puntos conseguidos hasta el momento), del que se han disputado las dos primeras jornadas antes del parón invernal. La competición se reanuda en Marzo.

Por lo tanto, cuando se dispute el partido de ida en Moscú, el 21 de febrero, el conjunto ruso no habrá reanudado la competición local, algo que puede considerarse una desventaja y que los clubes rusos pretenden corregir para la temporada que viene.

Actualmente,  el conjunto que dirige Slutskiy, y que cuenta con V. Onopko como segundo entrenador, se encuentra en Marbella, haciendo una mini-pretemporada a la espera de disputar la Marbella Cup.

Está en octavos de final de la Champions tras quedar segundo en el grupo B, por detrás del Inter, y por delante del Trabzonspor y el Lille.

Mejores a domicilio que en casa

Se ha mostrado como un conjunto más fuerte a domicilio que en casa. Empató en Lille y en Trabzon y en su último partido oficial hasta el momento, venció en Milán al Inter por un gol  a dos, para certificar su clasificación.

Sin embargo, en el estadio Luzhniki, cayó ante franceses e italianos y sólo fue capaz de ganar al Trabzonspor.

Análisis General

El CSKA es un equipo lento en defensa, en ese aspecto el Madrid puede tener ventaja con la velocidad y la calidad que tienen sus hombres de arriba, con medio centros rocosos, de trabajo, fuertes físicamente, pero sin mucho talento.

Tiene bastante calidad en banda y arriba. Han perdido al díscolo delantero brasileño Wagner Love, traspasado al Flamengo y a uno de los porteros que ha ido sustituyendo al lesionado Akinfeev, Víctor Gabulov, traspasado al Anzhi.

El magnífico guardameta ruso, V.Akinfeev, se rompió el ligamento cruzado de su rodilla derecha en agosto y se encuentra en la recta final de su recuperación, aunque es probable que no esté todavía para el partido de ida ante el Madrid.

Esta lesión, junto a las del media punta japonés Honda, y el extremo chileno Mark González (estarán recuperados ante el Madrid), le han hecho mucho daño al equipo en los últimos meses.

Fichajes invernales

En el mercado invernal han llegado cuatro jugadores:

– El medio centro sueco (puede jugar con tendencia a la banda derecha), procedente del AZ, Wernbloom.

– El delantero brasileño, procedente del Ponte Preta, Ricardo Jesús.

– El volante coreano Ing-Sung Kim, procedente del Gangneung.

– Y el más destacado, el segundo punta nigeriano, procedente del débil Venlo holandés, Ahmed Musa.  En un conjunto tan débil cómo el Venlo,  ha destacado jugando por detrás del gigantón Uchebo.

Defensa

En la portería, al menos en la ida, jugará Chepchugov, portero de 1,85 y 26 años, uno de los sustitutos de Akinfeev tras su lesión.

La defensa está formada por clásicos de la selección rusa. Es una defensa lenta y veterana. A su favor está la compenetración, ya que llevan mucho tiempo jugando juntos, pero ante un rival tan rápido como el Madrid van a sufrir mucho.

El lateral derecho es para Nababkin (25 años) y supongo que ante el Madrid,  jugará en el izquierdo uno de los hermanos Berezustky, Aleksey (29 años). Son laterales que no se proyectan en ataque, guardan su posición defensiva.

El joven lateral izquierdo ruso, Georgiy Schennikov (20 años), sí es más ofensivo, pero creo que no jugará.

Los centrales suelen ser V.Berezustky (29 años) y Sergey Ignasevich (32 años), ambos con mucha experiencia, pero muy lentos. A su favor, tienen buen juego aéreo en ataque, en jugadas a balón parado. El gol que clasificó al CSKA en Milán, fue de V.Berezustky de cabeza a la salida de un córner.

Medio campo

Slutskiy suele jugar con dos medio centros. Normalmente Mamaev (23 años) y Aldonin (32 años). Ambos son jugadores de trabajo, Mamaev es algo mejor con la pelota, tiene mejor manejo y reparte mejor el balón. Aldonin es un jugador de trabajo.

Otras opciones son,  el lituano Semberas (33 años), que es un jugador polivalente (lateral derecho, central, medio centro defensivo…) y bastante duro, y el recién llegado Wernbloom (25 años), que estará en la lista de Suecia para la Eurocopa. En el AZ ha jugado de medio centro defensivo, pero comenzó su carrera como medio ofensivo, mantiene su llegada al área contraria, tiene un gran disparo con la pierna derecha y puede jugar con caída a banda diestra perfectamente.

A veces ha jugado el liberiano Oliseh (21 años), que un jugador incansable, de trabajo y recorrido, pero con un rendimiento muy pobre con el balón. En el banquillo suele estar el veteranísimo bosnio Rahimic (35 años), pero cuenta muy poco.

Juego ofensivo

Sin ninguna duda,  lo mejor del CSKA es de medio campo en adelante. Suele jugar con dos jugadores en banda, un segundo punta y un delantero arriba. Aunque con la baja de Wagner Love, no hay que descartar que Doumbia juegue de nueve, en lugar de segundo punta, como hacía por detrás de W, Love y apareciendo al espacio, una de sus principales virtudes.

El marfileño se encuentra en la Copa de África con su selección e incomprensiblemente no es titular. Sólo ha jugado el tercer partido, con C. Marfil ya clasificada y con los teóricos suplentes.
Doumbia es un jugador de 24 años, potentísimo físicamente, con muchísima llegada, de buen nivel técnico y con gol.

Por banda izquierda puede jugar el serbio Tosic (24 años), que es un zurdo de mucha calidad. Con la vuelta de Mark González (ex – Albacete, R. Sociedad y Betis, entre otros… de 27 años), puede jugar uno de los dos a banda cambiada, ya que ambos son zurdos.

Otra opción para la banda izquierda es el letón, ex – del Skonto de Riga, Cauna (24 años), pero no es titular.

Para la media punta, Slutskiy cuenta con el japonés Honda (25 años), ya recuperado, y con Dzagoev (21 años), que es un jugador de una enorme clase, que rinde bien arrancando desde la banda izquierda hacia el centro, puede jugar en la derecha y detrás del punta ya que es muy buen “pasador”, pero que no es regular.

En un principio creo que sólo jugará uno de los dos y Doumbia arriba. Honda tiene buen disparo y un juego más agresivo, Dzagoev es algo más técnico, un jugador con mucha habilidad.
Otras opciones para jugar arriba junto a Doumbia, serían el recién llegado A.Musa y el joven checo T. Necid.

A. Musa es nigeriano,  llega del Venlo y es un segundo punta muy rápido, vertical y con bastante gol. Es un jugador escurridizo, de 1,70 de estatura y difícil de marcar.

T. Necid es un jugador de 1.90 de estatura, de la joven hornada checa, que juega bien de espaldas, muy corpulento, pero que está aún muy verde y no cuenta mucho.

Este es el CSKA de Moscú, un rival inferior al Real Madrid, pero con varios futbolistas muy interesantes.

El Barça montó un rondo

Anoche no escribí porque he preferido reposar el partido, en la tele sólo he visto alguna jugada suelta,  así que la crónica,  o más bien reflexión  que voy a escribir,  es sobre lo que ví en el campo y la sensación que tengo unas horas después.

Los onces

De principio Guardiola no sorprendió con el once, era el esperado con la presencia anunciada de Pinto por Víctor Valdés en la puerta. Defensa de cuatro con Alves, Piqué, Puyol y Abidal, Busquets de medio centro defensivo, dos interiores como Xavi (con caída a la derecha) e Iniesta (con caída a la izquierda) y la movilidad de los tres de arriba, Cesc, Messi y Alexis, que en muchos momentos fue delantero.

El Madrid, por su parte,  sí sorprendió con el once.  Casillas en la puerta, Altintop, Carvalho, Ramos y Contreao en defensa, Pepe fue el medio centro, Alonso y Lass los interiores ( al principio puse en twitter que sería Xabi el medio centro, me equivoqué) , con Benzema tirado a la derecha, Cristiano a la izquierda e Higuaín arriba.

Guión parecido al último partido entre ambos

El partido duró lo que tardó de nuevo el Barcelona en encontrar su ventaja posicional y dominio del partido a través del control de la pelota. Antes de eso, hubo una magnífica contra del Madrid, que inició Benzema, aguantando lo justo el balón, recortando y lanzando un pase hacia Cristiano. El portugués midió en carrera a Piqué, que le dio el lado de fuera, Cristiano hizo una bicicleta y su zurdazo sorprendió a Pinto, que quizá pudo hacer algo más.

Partido de cara y de nuevo el Madrid no supo que hacer

El partido se le ponía de cara al Madrid de nuevo, y de nuevo volvieron las dudas. Había jugadas en las que subía la línea de presión y al Barcelona le faltaba su fluidez habitual, pero en la mayoría de ocasiones esperaba en medio campo, así que el Barça se adueñó del balón y poco a poco comenzó su fútbol control, que ayer fue más “control” que nunca.

Si el Madrid recuperaba con opción de contra-ataque, no tenía los jugadores adecuados para lanzarlo y si bien es cierto que durante la primera media hora, la pelota le duró más de lo habitual ante el Barcelona, siempre fue de medio campo hacia atrás, sin posibilidad de progresar. En varias acciones de posible contra,  el pase o la conducción recaía en Pepe o en Altintop (que estuvo correcto dentro de todo) y la jugada moría enseguida.

El Barça iba teniendo más el balón, pero el juego era lento, los laterales se incorporaban muy poco y Messi no aparecía. Sólo en una ocasión de Alexis con la cabeza, que se fue al palo, y en otra de Iniesta, en la que Iker sacó su mano derecha abajo, el Barça creo peligro de verdad.

Lo que sí fue haciendo cada vez más, fue su juego en paralelo, con toques de uno a otro y que llevan el balón de banda a banda. Ahí Xavi es un maestro, atrae al contrario y toca cuando llegan dos, de manera que el compañero recibe sólo y con ventaja. El Madrid al contrario, sólo Xabi ponía criterio, pero jugando de interior no solía encontrar un pase cercano para dar continuidad al juego.

Aún así, no era el mejor Barça y al Madrid, que no se había asomado más a la puerta de Pinto tras el gol, parecía que le servía.

Segunda parte

El gol de Puyol (parecido en su día al que fabricaron Xavi y él en la semifinal del Mundial ante Alemania) de cabeza, en un despiste defensivo de Pepe, supuso el empate nada más comenzar la segunda parte. El error defensivo, que existe, no es pretexto de nada de lo que sucedió después y de lo que había comenzado a suceder en los últimos quince minutos de la primera parte. El gol del Barça, con la dinámica que había tomado el partido era cuestión de tiempo.

De ahí al final, el partido fue un rondo del Barcelona, con muy pocas incorporaciones de los laterales. Eso sí, el control sobre el juego fue total.  De hecho, sólo recuerdo la subida de Abidal, en la única vez que apareció Messi, para meter el balón al espacio y que el francés hiciese el uno a dos.

El Barcelona controlaba el partido a su manera (que no es válida para nadie más,  ni es el el único estilo válido. Es el suyo,  y ellos consiguen que tenga efecto en el juego y en el resultado).

Mourinho lo intentó con Granero y Özil, pero el Madrid no consiguió crear mucho más. Sólo una buena maniobra de Altintop por la derecha, con un buen centro con su pierna izquierda, que remató Benzema al palo.

Individualidades

Hay que destacar el gran partido de Alexis, fajándose con la defensa del Madrid, bien cuando fue delantero y muy bien echándose unos metros para atrás y recibiendo muchas faltas, además de taponar la salida del Madrid. Muy bien Puyol, el capitán del Barça es un ejemplo en muchas cosas, gol a parte.

En el Madrid, lamentable la actitud de Pepe una vez más, y ya son tantas que la situación es insostenible.

Es muy discutible la decisión de Mourinho de alinear a Carvalho y Altintop, con los pocos minutos que llevan de juego esta temporada. El portugués hizo lo que pudo, pero su impotencia y limitaciones físicas concluyeron con una patada indigna a Messi. El turco cumplió sin más, que ante Iniesta no es poco.

Mensaje agotado

El Madrid no sabe como jugarle a este Barcelona. Ha probado muchas cosas. Sigo pensando que no puede jugar a quitarle el balón, eso es cierto. Pero jugar con tres centrocampistas, de los cuáles uno no lo es (Pepe), y con tres puntas, de los cuáles dos no trabajan mucho atrás (Cristiano y Benzema), descompensa el medio campo y desactiva a los delanteros.

 

Leon Britton, el socio de todos

El pasado domingo,  el Swansea le ganó al Arsenal por tres goles a dos en el Liberty Stadium y me gustó mucho un jugador que no había visto mucho hasta entonces, Leon Britton.

El Swansea es un equipo modesto, recién ascendido, y que practica un juego basado en la posesión del balón, siempre intenta hacer daño al rival con la pelota y como comentaba Gaby Ruiz en el programa Fiebre de Maldini, un equipo que toca con un fin. El Swansea hay un momento que busca romper con una diagonal o intensifica la presión para robar arriba y hacer daño más cerca del área rival.

Estar cerca, tocar y ofrecerse de nuevo

Para jugar así te hacen falta buenos pasadores y un jugador que ordene al equipo con el balón, que esté cerca de sus compañeros para recibir y llevar la pelota hacia el espacio libre, volviendose a ofrecer de nuevo.

Ese jugador fue L. Britton ante el Arsenal, ayudado en la primera parte por el holandés Agustien en la faceta defensiva en el medio campo, y en la seguda mitad por Allen, al entrar el islandés Sigurdsson por el medio holandés.

Aquel Real Madrid-Valencia de la 94-95

Es la segunda vez que me impresiona un jugador en esa faceta concreta del juego tras haberle visto jugar pocas veces. Recuerdo una exhibición de Mazinho en un Real Madrid-Valencia de la Copa del Rey de la temporada 94-95 en el Bernabeu.

Ganó el Valencia 1-2 y creo que el medio centro brasileño no perdió un sólo balón en todo el partido. Apoyaba a los laterales en la salida y administraba el juego siempre con criterio.

Ni digo que Britton sea comparable con Mazinho, pero en esa faceta concreta del juego que comento,  el partido que hizo Britton, sobre todo en la primera parte ante el Arsenal, me recordó al de Mazinho aquel invierno del 94 en Madrid.

El juego de Britton no es en largo ni da pases de gol, pero para que sus compañeros puedan hacerlo, es necesaria su seguridad en el pase corto y como se ofrece constantemente para que la jugada salga limpia, para crear ventaja posicional en la segunda línea, hace falta que el balón salga bien de la primera.

Antes comentaba que otra faceta del juego del Swansea era la presión arriba para recuperar cerca del área, así llegó la recuperación de Allen, con su posterior envío a Dyer para el 2-1.

Otro jugador interesante va a ser el islandés Sigurdsson. Le dio un gran pase a Graham en el tercer gol y creo que jugando en tres cuartos de campo, es un futbolista que puede hacer mucho daño con sus pases, además tiene buen disparo.

Pero nada de estos sería posible sin “el socio de todos”.

Pastore debería inspirarse en la leyenda de Zavidovici

El PSG, de la mano de la mano de qataraí Nasser Al-Khelaïfi, está intentando hacer un equipazo a base de talonario, en un caso que yo asemejo muchísimo al del Manchester City. Es un proceso que puede llevar un tiempo, porque en fútbol dos más dos no siempre es igual a cuatro. De momento,  Javier Pastore, principal estrella del club tiene un espejo donde mirarse.

Safet Susic con la camiseta del PSG

El París Saint Germain es un equipo relativamente joven, fundado en 1970 y sin lugar a dudas uno de los jugadores más carismáticos que ha tenido en sus 41 años de historia,  nació en 1955,  en la pequeña ciudad bosnia de Zavidovici, orientada al noreste del país y conocida como la “ciudad de los  árboles”, por su riqueza de madera además de contar con los ríos Krivaja y el Gostovic, lo que aumenta la misma peces y animales.

Allí nació, el 13 de abril de 1955,  Safet Susic, actual técnico de Bosnia-Herzegovina y uno de los mejores jugadores que ha dado al fútbol la ex-Yugoslavia. Es el segundo jugador con más partidos en la historia del París Saint Germain, empatado con el que fuera centrocampista zurdo de finales de los 80 y primeros de los 90, Paul Le Guen,  con 343 partidos a sus espaldas.

Fantástico “10”

Susic era un media punta, fantástico pasador, con un gran golpeo a balón parado y con una capacidad de liderazgo fuera de toda duda, además de tener muy buen regate. Por eso digo que Pastore, jugador de enorme clase pero demasiado frío, tiene un buen espejo donde mirarse para echar raíces en París.

Darko Pancev, delantero macedonio, campeón de Europa con el Estrella Roja en Bari, en 1991, y compañero de Susic en la selección de la ex-Yugoslavia, llegó a declarar que los centros de Safet le golpeaban sin necesidad de rematarlos.

Nueve años con la camiseta de los parisinos, 85 goles, una cifra interesante, además de conquistar dos Ligas y dos Copas de Francia.

Mito de la ex-Yugoslavia

Su trayectoria con la selección de la ex-Yugoslavia es de nota, sobresaliente. Internacional durante trece años, mundialista en el 82 y en el 90, además de disputar la Eurocopa de 1984. Dejó la selección tras el Mundial de Italia con 54 partidos jugados y 21 goles.

Aquí tenéis un vídeo de lo que era capaz de hacer Safet Susic

Safet Susic ya era titular con Yugoslavia en 1977 cuando España, con un gol de Rubén Cano, lograba clasificarse para el Mundial de Argentina 78, en un partido que se conoció como “La Batalla de Belgrado”, por el botellazo que recibió el inolvidable Juan Gómez “Juanito”, cuando era sustituido.

Pastore ya tiene el ejemplo a seguir en un equipo joven (el PSG sólo tiene 41 años), pero con jugadores que han dejado su sello en la historia como la “Leyenda de Zavidovici”.

 

 

 

Play Fútbol SER (@PlayFutbolSER)

Aquí os dejo el link del Play Fútbol SER con una pedazo de entrevista de Bruno Alemany y José David Palacios al “Loco Abreu”, la historia de Omar Sívori contada por Ignasi Oliva,  la Ligue 1, Eric Cantona, el Derbi de Milan y mucho más…

Y en “Pedazos de Historia” la ida de las semifinales de la Copa del Rey de la temporada 92-93 entre Real Madrid y F.C. Barcelona en el Santiago Bernabeu.

Pinchad aquí: Play Fútbol SER