Dos detalles que marcaron el R.Madrid – Athletic

El Real Madrid ganó con autoridad al Athletic y en mi opinión hubo dos detalles, uno de cada bando, que tuvieron mucha importancia en el encuentro.

Un detalle del Madrid

El Madrid salió con su 4-2-3-1 habitual. En mediocampo Xabi Alonso y Luka Modric, por delante Callejón, Özil y Cristiano, con Benzema y su capacidad asociativa arriba.

En los partidos que habían jugado juntos en el mismo once Alonso, Modrc y Özil, el equipo no había funcionado, se estorbaban mucho entgre los tres, no “mezclaban” bien. Mourinho lo sabe e incluyó una modificación relevante.

Özil adelantado en la presión

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Özil, el pasado sábado. Foto Marca.

El pasado sábado y casi desde el inicio se pudo observar una variante interesante. Cuando el Madrid no tenía la pelota, decidía presionar muy arriba.

Özil adelantaba su posición y se colocaba en la derecha muy adelantado, Benzema en la posición central del ataque y Cristiano en la zona izquierda. Por detrás una línea de tres con Callejón en la derecha, Alonso ocupando zona central y Modric ligeramente escorado a su izquierda.

Cuando el Madrid recuperaba en zona de medios, Alonso y Modric encontraban la jugada de cara y con compañeros por delante ofreciendo soluciones. El sistema defensivo pasaba del 4-2-3-1 a un 4-3-3 con la presión muy arriba y así pudo dominar y manejar al Athletic.

Con el balón, Alonso y Modric encontraban a Benzema directo en muchas ocasiones, bien para generar una ocasión, bien para aprovechar su movilidad y capacidad asociativa con la llegada de Callejón, o con Özil y Cristiano a su misma altura.

Un detalle del Athletic

El Athletic formó con defensa de cuatro atrás, Gurpegui por delante en la posición que jugaba Iturraspe la temporada pasada y el propio Iturraspe escalonado unos metros por delante.

La línea de tres en tres cuartos estaba compuesta por Susaeta en la derecha, Muniain en medio e Ibai en zona izquierda, dejando arriba a Aduriz. Bielsa ordenó las marcas al hombre mixtas que siempre hace con una obsesión especial en llegar a tapar a Xabi Alonso.

Muniain no hizo lo que le ordenó Bielsa

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Iker Muniain, el pasado sábado. Foto Marca.

El encargado de ello era Muniain y casi nunca llegó a conseguirlo. Alonso estaba libre para lanzar el equipo y además recuperaba bastante en campo contrario sin que Muniain llegase para desesperación de Bielsa que le quitó en el descanso, dando entrada a Llorente y encargando a Aduriz la “misión Alonso”.

Aduriz comenzó la segunda parte siempre encima de Alonso hasta que se agotó y tuvo que ser sustituido por Toquero mediada la segunda mitad. Es al menos cuestionable que perdiendo tres a uno, Bielsa mantenga las marcas al hombre hasta el punto de sacrificar a su mejor hombre en tres cuartos de campo.

Además, la idea de ahogar a Xabi Alonso es interesante, sin duda, pero también estaba Modric que con  menos vigilancia dirigió las operaciones con sencillez y eficacia.

Estos son sólo dos detalles, pero a mi modo de ver, con una importancia capital en el partido.

 

 

Play Fútbol SER 12/11/2012

Aquí os dejo Play Fútbol SER del esta semana. Entrevista a Diego Ribas, mediapunta del Wolfsburgo, Maldini analiza la posible adaptación de Fernando Llorente si llega a la Juve, la tertulia con Pablo Pinto y Moi Llorens, la Premier con Guille G. Uzquiano, la Bundesliga con J.D.López y mi repaso semanal al Calcio junto a Bruno Alemany. Espero que os guste. Pinchad aquí.

 

La eterna madurez del Cuchu

18 de agosto de 1980, Villa del Parque. Buenos Aires. Ese día, en ese barrio de la zona oeste de Buenos Aires nacía Esteban Matías Cambiasso Deleau, que en la actualidad, 32 años después, se ha convertido en un magnífico centrocampista que rinde a gran nivel, además de ser el futbolista argentino con más títulos de la historia, que se dice pronto.

El Madrid le fichó en 1996, cuando comenzaba a despuntar en Argentinos Juniors y cuando en el equipo blanco lucía con nombre propio Fernando Carlos Redondo Neri. De alguna forma se realizaron las siempre injustas e inapropiadas comparaciones, ya que se trata de futbolistas muy diferentes. Ambos son “5” argentinos, pero Cambiasso con más llegada que Redondo, con más capacidad para hacer gol y mejor lanzador de faltas laterales, aunque no ha llegado a la jerarquía de Fernando para gobernar el mediocampo, eso es cierto, sobre todo en partidos de ritmo lento.

Regresó cedido para jugar en Argentina, primero en Independiente y después en River donde rindió muy bien, pero su presentación al mundo llegó en aquel Mundial juvenil (actual Sub 20) de Malasia en el que Argentina se impuso por dos a uno a Uruguay en la gran final.

Merece la pena recordar el once de José Pekerman en aquella final con Leo Franco en la puerta, Serrizuela, Cufré, Samuel, Placente; Scaloni, Cambiasso, Riquelme, Cubero; Quintana y Romeo. Cambiasso era el capitán de aquella selección, que tenía más jugadores importantes como Pablo Aimar. Era un equipo que tenía garra y jugaba bien, en pleno esplendor de Pekerman en las categorías inferiores de la albiceleste.

Argentina-Uruguay Final Mundial juvenil Malasia 1997

El daño de las comparaciones

Las dos temporadas que estuvo en el primer equipo del Real Madrid comenzó como titular para ir desapareciendo de las alineaciones. Es cierto que iba de menos a más, pero quizá se le exigía esa jerarquía en los partidos que había tenido Redondo antaño, sin tener en cuenta que el Cuchu es otro tipo de jugador. En aquel Madrid hubiera podido jugar mucho más si le hubiera tenido libertad para llegar al área contraria con más asiduidad.

Brillante carrera en Milan

Llegó al Inter en 2004 y su carrera en Milan es brillante. Intocable para Stramaccioni como eje central en medio campo, en un Inter que viene jugando con tres centrales, dos laterales, en ocasiones más ofensivos y en otras con vocación más defensiva y tres volantes en el centro donde el Cuchu es fijo.

Hace dos temporadas, Cambiasso demostró su facilidad para intercambiar su posición por aquel entonces con Dejan Stankovic y permitir en ocasiones que fuese el serbio el que llegase arriba y en otras ser el mismo el que llegase a gol. Se adapta a muchas situaciones diferentes como volante central.

Esteban Cambiasso

Parecía difícil que volviese a rendir a un nivel tan extraordinario como en 2010 cuando el Inter ganó la Champions e inexplicablemente quedó fuera de la lista de Argentina para el Mundial de Sudáfrica.

Se adapta al rol que le toque

Pues en este Inter, dos años y medio después, tras un periodo más bajo,  es clave otra vez. No está un equipo que juegue en torno al balón, de hecho es habitual ver a Ranocchia, Samuel o Juan Jesús,  jugar en largo buscando la carrera de Rodrigo Palacio en estos últimos encuentros y antes de Antonio Cassano, pero es clave en la recuperación y distribución cuando la tiene.

A balón parado ya ha asistido en varias ocasiones, como el pasado domingo en Bolonia a Ranocchia en jugadas que han terminado en gol, y tener a su lado futbolistas como Mudingayi y Gargano, le permite descolgarse y llegar como en el tercer gol neroazurri en Bolonia. Además su calidad le permite definir con categoría.

Cambiasso se adapta a cualquier tipo de juego, aunque le beneficia más un juego lento, pero en este Inter actual, que es un equipo práctico y directo, también es capaz de crecer y ser clave en varias facetas del juego. El papel de Cambiasso en este Inter, es otra vez clave, sin duda su madurez es eterna.

 

PLAY FÚTBOL SER 29/10/2012

Aquí os dejo PLAY Fútbol SER de esta semana que viene cargadito. Entrevista a Jon Sistiaga,  autor del reportaje ‘Con Barras Bravas’. “El problema no son River ni Boca, es el fútbol argentino” Diego Latorre y Gustavo López se juntan para charlar del Superclásico y el fútbol argentino. Maldini analiza los candidatos definitivos al Balón de Oro y las secciones habituales, y mi repaso semanal al Calcio con Bruno Alemany. Pinchad aquí.

PLAY FÚTBOL SER 22-10-2012

Aquí os dejo el link de Play Fútbol SER de ayer, 22-10-2012. Hay una entrevista muy buena a Faustino Asprilla.

Como cada semana analizamos el Calcio junto a Bruno Alemany y esta semana hemos hecho “Pedazos de Historia” recordando aquel Real Madrid-Borussia de Dortmund de 1998. Pinchad aquí para escuchar el programa.

 

Ahora sí, los Diablos Rojos sueñan de nuevo…

Bélgica está encuadrada en el Grupo 1 de la zona de clasificación europea para el próximo Mundial de Brasil junto a Croacia, Serbia, Gales, Escocia y Macedonia. El grupo entraña dificultad, pero parece que después de mucho tiempo y pasado el oscuro periodo de Leekens en el banquillo, Bélgica es más competitiva al fin, y sueña con estar de nuevo en Mundial, algo que no sucede desde Japón y Korea 2002.

Hace varios años que el fútbol belga genera de nuevo futbolistas de calidad de mediocampo en adelante y buenos defensas. Su problema estaba siendo de intensidad en el juego, de agresividad. El juego era carente de carácter competitivo, algo que sin duda le sobraba a la última gran selección belga, que fue la que cayó en semifinales del Mundial de México en 1986.

Ha comenzado la fase de clasificación con una victoria en Gales, un empate en casa ante Croacia y una victoria el pasado sábado ante Serbia a domicilio. Pero más allá de los resultados, parece que por fin vuelven a competir de la mano del histórico ex-jugador Marc Wilmots en el banquillo.

Wilmots jugó 4 Mundiales con Bélgica, le recuerdo como un centrocampista de fuerza, con mucho recorrido, un pulmón con mucha llegada.

Wilmots en un entrenamiento con la selección

La victoria ante Serbia permite extraer varias conclusiones de como es la nueva selección belga de Wilmots. Un equipo que busca la practicidad, ser sólido y tener pegada. En la primera parte sufrieron e incluso Serbia se puso adelantar en el marcador, pero en la segunda mitad vimos una Bélgica segura de sí misma y con las ideas bastante claras.

Defensa

Hay un detalle muy importante en la zaga belga. Wilmots parace que opta por alinear a los cuatro mejores defensas que tiene, asumiendo que realmente juega con cuatro centrales, aunque dos de ellos jueguen en la posición de lateral. Por lo visto en Belgrado, Bélgica prioriza la solidez defensiva, aunque en la primera parte Serbia le llegó bastante, a que los laterales doblen en ataque.

Alderweireld, central habitual en el Ajax, es el lateral derecho. Es un jugador con un gran disparo lejano, aunque de lateral se puede prodigar poco. Es buen marcador y en esa posición aporta presencia y seriedad. Otra opción para el lateral derecho sería Gillet, que en el Anderlecht lleva varios años a buen nivel, jugando incluso más adelantado en banda derecha.

Kompany es el líder de la zaga. A muy buen nivel en el City, aunque todavía le falta un peldaño para llegar al nivel que ofreció el curso pasado.

Kompany defendiendo a Benzema

A su lado Vermaelen, que si abandona definitivamente las lesiones, garantiza seguridad defensiva, colocación y una gran facilidad para desplazar la pelota desde atrás con su pierna izquierda.

En la izquierda elige a Vertonghen. Él es central izquierdo natural y además es zurdo. No es rápido, por lo que en velocidad como lateral sufre, sí es agresivo, a veces en exceso, aunque se adapta al lateral izquierdo, ya lo hacía en el Ajax y lo hará en los Spurs y en la selección.

Mediocampo

Ante la ausencia de Fellaini, que en la selección suele jugar más atrás que en el Everton, Wilmots optó por Witsel como mediocentro. Witsel no es en sí un organizador puro. Trabaja mucho y es un buen medio de acompañamiento como jugaba en el Benfica la temporada pasada escoltando a Javi García. Su elección en ese puesto denota que la idea de Wilmots es de trabajo y salir rápido, no de dominar el partido a través de la pelota.

Dembele y Chadli jugaron como interiores. Dembele puede jugar como interior izquierdo y como mediocentro, maneja bien la pierna izquierda y además tiene capacidad para pasar y aguantar el balón. Lo de Chadli fue más sorprendente. Sus características son más de extremo puro y creo que Bélgica tiene otras opciones para jugar con un mediocentro y dos interiores mejores que Chadli en esa posición. Cuando esté Fellaini veremos que decisión toma Wilmots.

Bandas

En bandas, Kevin De Bruyne es la polivalencia personificada. Capaz de jugar por las dos bandas y en la mediapunta, ante Serbia arrancó de la derecha. Él es zurdo y muy vertical, capaz de filtrar pases o terminar él las jugadas, como en el segundo gol ante Serbia. De momento ha sentado a Mertens y parece que puede tener continuidad.

El casao de Hazard en la izquierda es diferente. En esa posición ha jugado en el Chelsea, lo hizo alguna vez en el Lille y lo hizo ante Serbia, pero para mi pierde peso en el partido. Su calidad es más aprovechable en una posición más centrada. Con otro sistema, quizá un 4-2-3-1 y él detrás de un punta. Este aspecto sigo sin tenerlo claro.

Arriba

Wilmots sorprendió con Benteke en el once inicial el pasado viernes.

Benteke, nuevo jugador del Aston Villa

Pensé que jugaría Mirallas de inicio, pero lo hizo el delantero del Villa. Es fuerte,  potente en carrera, difícil de parar si arranca y llega al remate, además es capaz de marcar de cabeza.

Lukaku, que en el WBA ya ha dejado muestras de lo que es capaz, es una opción clara de futuro también.

Ahora mismo Bélgica es una selección en el camino de encontrar la solidez a través de una mejora en la mentalidad competitiva. Los resultados han empezado acompañando en un grupo complicado. Mimbres hay, veremos la evolución.

 

Un Liverpool incompleto

El Liverpool empató a cero ayer en casa ante el Stoke City. El partido a priori tenía una atractivo especial. El nuevo Liverpool de Brendan Rodgers es un equipo que quiere tener la pelota, que intenta dominar los partidos desde el principio con el balón como protagonista.

Enfrente,  un Stoke City que es un equipo que juega muy directo, peligroso desde las bandas, a balón parado y con los saques de banda. Además tremendamente agresivo e intimidador, en ocasiones superando la legalidad.

El Liverpool mereció ganar, pero el partido deja varios interrogantes y alguno de ellos tiene difícil respuesta:

1.- Los laterales: Entre las lesiones y que parece que Rodgers no tiene mucha confianza en José Enrique, Glen Johnson se está consolidando como lateral izquierdo. Aunque cumple y acaba teniendo alguna llegada, ser un diestro a pierna cambiada dificulta la salida por ese lado con el balón jugado.

En mediocampo está jugando Suso en banda derecha. Un jugador zurdo, de mucha clase y juventud, pero con tendencia a ir siempre hacia dentro y eso exige que Widson, lateral derecho ayer, doble más veces de lo que lo hizo. Sterling en la otra banda maneja los dos perfiles, y aunque necesita las incorporaciones de su lateral, es un extremo más puro, Suso es un interior, incluso un mediapunta.

2.- La posición de Sahin. El turco es un magnífico mediocentro y parece que empieza a convencer a Rodgers, pero está jugando por delante de Allen y Gerrard.

Foto http://www.totalfootballmadness.com

Es cierto que aporta más calidad y criterio que Shelvey, por ejemplo, en esa posición, pero creo que rendiría mucho más en la base de la jugada junto a Allen, con Gerrad por delante de ambos. Creo que mejoraría Sahin y mejoraría Gerrard. Nuri Sahin viendo la jugada de cara es mucho más peligroso y tiene llegada. Jugando más adelantado le toca recibir mucho de espaldas y quizá es lento para esa posición.

3.- La soledad de Luis Suárez. Rodgers no quisó a Carroll porque se aleja de lo que él quiere para la posición de delantero en su equipo. Luis Suárez es un delantero fantástico pero rendiría mucho más con otro nueve más puro junto a él. El uruguayo no es un nueve puro y el Liverpool adolece de pegada en muchos partidos, sin ir más lejos ayer.

Foto Prensa latina

Creo que Rodgers puede llegar lejos con su idea, pero no la está plasmando de la mejor forma posible y el equipo no termina de arrancar.