El Barça montó un rondo

Anoche no escribí porque he preferido reposar el partido, en la tele sólo he visto alguna jugada suelta,  así que la crónica,  o más bien reflexión  que voy a escribir,  es sobre lo que ví en el campo y la sensación que tengo unas horas después.

Los onces

De principio Guardiola no sorprendió con el once, era el esperado con la presencia anunciada de Pinto por Víctor Valdés en la puerta. Defensa de cuatro con Alves, Piqué, Puyol y Abidal, Busquets de medio centro defensivo, dos interiores como Xavi (con caída a la derecha) e Iniesta (con caída a la izquierda) y la movilidad de los tres de arriba, Cesc, Messi y Alexis, que en muchos momentos fue delantero.

El Madrid, por su parte,  sí sorprendió con el once.  Casillas en la puerta, Altintop, Carvalho, Ramos y Contreao en defensa, Pepe fue el medio centro, Alonso y Lass los interiores ( al principio puse en twitter que sería Xabi el medio centro, me equivoqué) , con Benzema tirado a la derecha, Cristiano a la izquierda e Higuaín arriba.

Guión parecido al último partido entre ambos

El partido duró lo que tardó de nuevo el Barcelona en encontrar su ventaja posicional y dominio del partido a través del control de la pelota. Antes de eso, hubo una magnífica contra del Madrid, que inició Benzema, aguantando lo justo el balón, recortando y lanzando un pase hacia Cristiano. El portugués midió en carrera a Piqué, que le dio el lado de fuera, Cristiano hizo una bicicleta y su zurdazo sorprendió a Pinto, que quizá pudo hacer algo más.

Partido de cara y de nuevo el Madrid no supo que hacer

El partido se le ponía de cara al Madrid de nuevo, y de nuevo volvieron las dudas. Había jugadas en las que subía la línea de presión y al Barcelona le faltaba su fluidez habitual, pero en la mayoría de ocasiones esperaba en medio campo, así que el Barça se adueñó del balón y poco a poco comenzó su fútbol control, que ayer fue más “control” que nunca.

Si el Madrid recuperaba con opción de contra-ataque, no tenía los jugadores adecuados para lanzarlo y si bien es cierto que durante la primera media hora, la pelota le duró más de lo habitual ante el Barcelona, siempre fue de medio campo hacia atrás, sin posibilidad de progresar. En varias acciones de posible contra,  el pase o la conducción recaía en Pepe o en Altintop (que estuvo correcto dentro de todo) y la jugada moría enseguida.

El Barça iba teniendo más el balón, pero el juego era lento, los laterales se incorporaban muy poco y Messi no aparecía. Sólo en una ocasión de Alexis con la cabeza, que se fue al palo, y en otra de Iniesta, en la que Iker sacó su mano derecha abajo, el Barça creo peligro de verdad.

Lo que sí fue haciendo cada vez más, fue su juego en paralelo, con toques de uno a otro y que llevan el balón de banda a banda. Ahí Xavi es un maestro, atrae al contrario y toca cuando llegan dos, de manera que el compañero recibe sólo y con ventaja. El Madrid al contrario, sólo Xabi ponía criterio, pero jugando de interior no solía encontrar un pase cercano para dar continuidad al juego.

Aún así, no era el mejor Barça y al Madrid, que no se había asomado más a la puerta de Pinto tras el gol, parecía que le servía.

Segunda parte

El gol de Puyol (parecido en su día al que fabricaron Xavi y él en la semifinal del Mundial ante Alemania) de cabeza, en un despiste defensivo de Pepe, supuso el empate nada más comenzar la segunda parte. El error defensivo, que existe, no es pretexto de nada de lo que sucedió después y de lo que había comenzado a suceder en los últimos quince minutos de la primera parte. El gol del Barça, con la dinámica que había tomado el partido era cuestión de tiempo.

De ahí al final, el partido fue un rondo del Barcelona, con muy pocas incorporaciones de los laterales. Eso sí, el control sobre el juego fue total.  De hecho, sólo recuerdo la subida de Abidal, en la única vez que apareció Messi, para meter el balón al espacio y que el francés hiciese el uno a dos.

El Barcelona controlaba el partido a su manera (que no es válida para nadie más,  ni es el el único estilo válido. Es el suyo,  y ellos consiguen que tenga efecto en el juego y en el resultado).

Mourinho lo intentó con Granero y Özil, pero el Madrid no consiguió crear mucho más. Sólo una buena maniobra de Altintop por la derecha, con un buen centro con su pierna izquierda, que remató Benzema al palo.

Individualidades

Hay que destacar el gran partido de Alexis, fajándose con la defensa del Madrid, bien cuando fue delantero y muy bien echándose unos metros para atrás y recibiendo muchas faltas, además de taponar la salida del Madrid. Muy bien Puyol, el capitán del Barça es un ejemplo en muchas cosas, gol a parte.

En el Madrid, lamentable la actitud de Pepe una vez más, y ya son tantas que la situación es insostenible.

Es muy discutible la decisión de Mourinho de alinear a Carvalho y Altintop, con los pocos minutos que llevan de juego esta temporada. El portugués hizo lo que pudo, pero su impotencia y limitaciones físicas concluyeron con una patada indigna a Messi. El turco cumplió sin más, que ante Iniesta no es poco.

Mensaje agotado

El Madrid no sabe como jugarle a este Barcelona. Ha probado muchas cosas. Sigo pensando que no puede jugar a quitarle el balón, eso es cierto. Pero jugar con tres centrocampistas, de los cuáles uno no lo es (Pepe), y con tres puntas, de los cuáles dos no trabajan mucho atrás (Cristiano y Benzema), descompensa el medio campo y desactiva a los delanteros.

 

Leon Britton, el socio de todos

El pasado domingo,  el Swansea le ganó al Arsenal por tres goles a dos en el Liberty Stadium y me gustó mucho un jugador que no había visto mucho hasta entonces, Leon Britton.

El Swansea es un equipo modesto, recién ascendido, y que practica un juego basado en la posesión del balón, siempre intenta hacer daño al rival con la pelota y como comentaba Gaby Ruiz en el programa Fiebre de Maldini, un equipo que toca con un fin. El Swansea hay un momento que busca romper con una diagonal o intensifica la presión para robar arriba y hacer daño más cerca del área rival.

Estar cerca, tocar y ofrecerse de nuevo

Para jugar así te hacen falta buenos pasadores y un jugador que ordene al equipo con el balón, que esté cerca de sus compañeros para recibir y llevar la pelota hacia el espacio libre, volviendose a ofrecer de nuevo.

Ese jugador fue L. Britton ante el Arsenal, ayudado en la primera parte por el holandés Agustien en la faceta defensiva en el medio campo, y en la seguda mitad por Allen, al entrar el islandés Sigurdsson por el medio holandés.

Aquel Real Madrid-Valencia de la 94-95

Es la segunda vez que me impresiona un jugador en esa faceta concreta del juego tras haberle visto jugar pocas veces. Recuerdo una exhibición de Mazinho en un Real Madrid-Valencia de la Copa del Rey de la temporada 94-95 en el Bernabeu.

Ganó el Valencia 1-2 y creo que el medio centro brasileño no perdió un sólo balón en todo el partido. Apoyaba a los laterales en la salida y administraba el juego siempre con criterio.

Ni digo que Britton sea comparable con Mazinho, pero en esa faceta concreta del juego que comento,  el partido que hizo Britton, sobre todo en la primera parte ante el Arsenal, me recordó al de Mazinho aquel invierno del 94 en Madrid.

El juego de Britton no es en largo ni da pases de gol, pero para que sus compañeros puedan hacerlo, es necesaria su seguridad en el pase corto y como se ofrece constantemente para que la jugada salga limpia, para crear ventaja posicional en la segunda línea, hace falta que el balón salga bien de la primera.

Antes comentaba que otra faceta del juego del Swansea era la presión arriba para recuperar cerca del área, así llegó la recuperación de Allen, con su posterior envío a Dyer para el 2-1.

Otro jugador interesante va a ser el islandés Sigurdsson. Le dio un gran pase a Graham en el tercer gol y creo que jugando en tres cuartos de campo, es un futbolista que puede hacer mucho daño con sus pases, además tiene buen disparo.

Pero nada de estos sería posible sin “el socio de todos”.

Pastore debería inspirarse en la leyenda de Zavidovici

El PSG, de la mano de la mano de qataraí Nasser Al-Khelaïfi, está intentando hacer un equipazo a base de talonario, en un caso que yo asemejo muchísimo al del Manchester City. Es un proceso que puede llevar un tiempo, porque en fútbol dos más dos no siempre es igual a cuatro. De momento,  Javier Pastore, principal estrella del club tiene un espejo donde mirarse.

Safet Susic con la camiseta del PSG

El París Saint Germain es un equipo relativamente joven, fundado en 1970 y sin lugar a dudas uno de los jugadores más carismáticos que ha tenido en sus 41 años de historia,  nació en 1955,  en la pequeña ciudad bosnia de Zavidovici, orientada al noreste del país y conocida como la “ciudad de los  árboles”, por su riqueza de madera además de contar con los ríos Krivaja y el Gostovic, lo que aumenta la misma peces y animales.

Allí nació, el 13 de abril de 1955,  Safet Susic, actual técnico de Bosnia-Herzegovina y uno de los mejores jugadores que ha dado al fútbol la ex-Yugoslavia. Es el segundo jugador con más partidos en la historia del París Saint Germain, empatado con el que fuera centrocampista zurdo de finales de los 80 y primeros de los 90, Paul Le Guen,  con 343 partidos a sus espaldas.

Fantástico “10”

Susic era un media punta, fantástico pasador, con un gran golpeo a balón parado y con una capacidad de liderazgo fuera de toda duda, además de tener muy buen regate. Por eso digo que Pastore, jugador de enorme clase pero demasiado frío, tiene un buen espejo donde mirarse para echar raíces en París.

Darko Pancev, delantero macedonio, campeón de Europa con el Estrella Roja en Bari, en 1991, y compañero de Susic en la selección de la ex-Yugoslavia, llegó a declarar que los centros de Safet le golpeaban sin necesidad de rematarlos.

Nueve años con la camiseta de los parisinos, 85 goles, una cifra interesante, además de conquistar dos Ligas y dos Copas de Francia.

Mito de la ex-Yugoslavia

Su trayectoria con la selección de la ex-Yugoslavia es de nota, sobresaliente. Internacional durante trece años, mundialista en el 82 y en el 90, además de disputar la Eurocopa de 1984. Dejó la selección tras el Mundial de Italia con 54 partidos jugados y 21 goles.

Aquí tenéis un vídeo de lo que era capaz de hacer Safet Susic

Safet Susic ya era titular con Yugoslavia en 1977 cuando España, con un gol de Rubén Cano, lograba clasificarse para el Mundial de Argentina 78, en un partido que se conoció como “La Batalla de Belgrado”, por el botellazo que recibió el inolvidable Juan Gómez “Juanito”, cuando era sustituido.

Pastore ya tiene el ejemplo a seguir en un equipo joven (el PSG sólo tiene 41 años), pero con jugadores que han dejado su sello en la historia como la “Leyenda de Zavidovici”.

 

 

 

Play Fútbol SER (@PlayFutbolSER)

Aquí os dejo el link del Play Fútbol SER con una pedazo de entrevista de Bruno Alemany y José David Palacios al “Loco Abreu”, la historia de Omar Sívori contada por Ignasi Oliva,  la Ligue 1, Eric Cantona, el Derbi de Milan y mucho más…

Y en “Pedazos de Historia” la ida de las semifinales de la Copa del Rey de la temporada 92-93 entre Real Madrid y F.C. Barcelona en el Santiago Bernabeu.

Pinchad aquí: Play Fútbol SER

Play Fútbol SER (@PlayFutbolSER en Twitter)

Os dejo el link de Play Fútbol SER de ayer con la tertulia, el tema Scholes y su regreso al United, una entrevista a Balboa, Maldini analizando la mejoría del Inter y mucho más…

En “Pedazos de Historia, y con motivo de cla eliminatoria de Copa que están jugando el actual Málaga C.F y el Real Madrid,  recordamos un  C.D. Málaga-Real Madrid de 1983, en la segunda jornada de la temporada 83-84.

El Málaga venció 6-2 al Real Madrid. Ojo a las declaraciones posteriores de dos mitos: Alfredo Di Stéfano, técnico blanco en aquella temporada y el inolvidable Juan Gómez “Juanito” (q.e.p.d).  Play Fútbol SER

Verdades y tópicos de Chamartín…

Siempre me ha gustado escuchar a los aficionados y socios clásicos del Real Madrid hablar de Chamartín, para denominar al estadio Santiago Bernabeu o para referirse a muchos aspectos relacionados con el conjunto blanco.

Indagando en todo lo que engloba a lo largo de la historia el término “Chamartín”, se pueden sacar algunas conclusiones sobre los tan mentados “valores del Real Madrid”.

Desde pequeño, gracias a mi abuelo, tuve contacto con socios, algunos ya han fallecido, e incluso ex-jugadores como Di Stéfano, Marquitos o Pachín, y escuchar como concebían ellos el Real Madrid y todo lo relacionado con su afición, el equipo, las señas de identidad…

Por eso me choca mucho la realidad actual del club. Los elogios vienen de dentro, no de fuera, como debería ser, hasta el punto que tanto elogio propio acaba provocando rechazo en una gran parte del mundo del fútbol.

Términos como “la Universalidad del madridismo”, lo de  “ser el equipo más querido del mundo”, o “la misión evangelizadora del club”, no han hecho más que alejar al Madrid de sus valores de toda la vida, además de producir el efecto contrario al que los escucha, ya que provienen desde dentro del club, y lo de alabarse a sí mismo está muy feo.

Es cierto que el Madrid ha construido una sensacional plantilla y un buen equipo, gracias al talonario. Probablemente sea el segundo mejor equipo del planeta, pero se echa de menos un proyecto, una idea clara, y no me refiero a un estilo de juego.

El Madrid no ha tenido una misma forma de juego durante toda su historia, ni siquiera una similar durante más de cinco años seguidos. Normalmente los jugadores han tenido más peso que los técnicos, y aún así, ahí está la sala de trofeos.

Me refiero a tener una estructura clara de club, a no dar bandazos e intentar justificarlos en la inmediatez, en la locura que se vive en fútbol actual y en esa dualidad entre Madrid y Barcelona que inunda, por desgracia en mi opinión, la prensa diaria, las tertulias y el mundillo del periodismo y del fútbol en general.

Desde 2009 se ha pasado de una estructura con un Director General, Valdano, y un técnico, Pellegrini, donde primaban los deseos del club por encima de las peticiones del técnico (casos de Robben y Sneijder… etc), a una estructura donde no hay Director General, y toda la parcela deportiva, además de la voz del club, recae en una misma persona, en este caso José Mourinho.

Sólo han pasado dos años y medio desde que Florentino Pérez volvió a la Presidencia y creo que es muy poco tiempo para un cambio tan grande. No me posiciono en si es mejor o peor, sólo el tiempo lo dirá, pero está claro que hay un golpe de timón sobre la idea inicial. El dinero invertido exige resultados inmediatos y eso es una presión muy difícil de digerir. El fútbol no funciona así, más si cabe cuando existe un rival de la envergadura del F.C.Barcelona actual.

Lo que si ha caracterizado siempre al Madrid es la entrega y eso sí es lo que gusta en el Bernabeu (desde siempre), para bien o para mal es así. Mourinho se queja muchas veces que el público no anima.

Es cierto que desde que cambió la reglamentación y en los estadios todo el mundo está sentado (algo necesario y bueno para el fútbol), se ha perdido parte del “calor del público”, pero desde siempre el Bernabeu se ha “venido arriba” con la entrega de los jugadores, y sigue siendo así, por encima de épocas donde hubo más o menos talento que en la actual, donde hay mucho y bueno.

Desde la primera etapa de Florentino Pérez se han modificado algunas cosas para bien. En sus primeros seis años de mandato terminó debilitando la figura del técnico y debilitando la plantilla. Lo que en un principio pareció algo sobre natural con la llegada de Figo, Zidane, Ronaldo, Beckham…, terminó siendo una plantilla descompensada, llena de segundos-puntas, con problemas internos, que devoraba técnicos y acabó devorando al propio Presidente.

El panorama deportivo actual es diferente, la plantilla es joven, con muchísima calidad y con un nivel físico y de entrega tremendo. Se le ha dado peso e importancia a la figura del técnico, pero el peso de la inversión y la impotencia ante la superioridad del eterno rival, está cegando al club y equivocando el mensaje en muchas ocasiones.

Quizá sea lo más difícil, porque se ha empezado la casa por el tejado, pero teniendo una gran plantilla, sería conveniente ir estabilizando el club en todos los aspectos, pensando sólo en el futuro del mismo, no obsesionándose con la presencia del Barcelona. Que por otro lado lleva desde 1988 trabajando una misma idea, en el fútbol moderno, que no es la única válida, pero que a él sí le funciona.

Si se quema esta excelente plantilla, después de la inversión realizada, el vacío que quedará será aún mayor, de consecuencias difíciles de calcular.

El reto de Florentino ya no es tener una plantilla compensada, ya no son las cuentas (claves, junto al fichaje de Figo para ganar sus primeras elecciones), el reto es conseguir un club que trabaje sobre una misma idea, y repito que no me refiero a un mismo esquema de juego,  ni que copie una forma de jugar, porque hay muchas, diferentes y buenas.

La objetividad, abrir el campo de visión, ver mucho fútbol (nacional e internacional), e ir creando una identidad, sin olvidar los valores de siempre (no los que se pregonan, si no los reales), creo que es el mejor camino.

Si no, el Madrid corre el riesgo de convertirse en un terrible monstruo que se devore sistematicamente a sí mismo.

 

 

 

Detalles del fin de semana

Ha sido un fin de semana apasionante en lo que al mundo del fútbol se refiere. Os voy a dejar una cuantas pinceladas de lo que he visto y me ha llamado la atención.

Señor Raúl

En una entrevista reciente que se pudo ver en Canal + fútbol, el siete del Schalke confesaba que le había sorprendido que le llamaran Señor Raúl en Alemania. El pasado sábado se marcó un “hat trick” ante el Werder Bremen, que no hace otra cosa que confimar que su hambre sigue intacta.

Raúl González

Su ejercicio de profesionalidad, que comenzó en la élite en octubre de 1994, sigue vigente a 19 de Diciembre de 2011, 17 años después.

El Barça, un equipo de otro mundo

El Fútbol Club Barcelona se proclamó campeon del mundo del clubes tras vencer al Santos en la final por cuatro goles a cero. El Barça fue mejor de principio a fin, ante un Santos que decidió defender muy atrás, y hacer eso ante este Barcelona, es una muerte lenta y segura.

Sin lugar a dudas, este Barça es el mejor equipo que yo he visto, y aunque es difícil comparar épocas, probablemente sea el mejor equipo de la historia.

Calcio

Me gustó la Roma en San Paolo, con De Rossi otra vez en medio campo, con Totti en la media punta, que dio fluidez al juego, y sobre todo con una ventaja posicional grande.

Foto Marca

Totti y Osvaldo celebran el gol del argentino ayer

Lo bien colocado que estuvo el conjunto de Luis Enrique, facilitó la recuperación del balón en muchas ocasiones. Otro aspecto importante fue la cantidad de veces que la Roma llegó con muchos jugadores a la frontal del área del Nápoles. Además tuvo la suerte necesaria para cualquier equipo, tanto en el primero como en el tercer gol.

Premier

En la Premier,  el City le ganó al Arsenal por un gol a cero. No me gustó el conjunto de Mancini. Es cierto que rentabilizó el gol de Silva, pero en los últimos minutos pudo empatar el Arsenal. El central zurdo Vermaelen, ayer lateral izquierdo, lanzó dos zurdazos al final del encuentro, uno encontró a Hart y el otro se fue por poco.

En Inglaterra hay un debate sobre quien será el próximo lateral derecho de la selección en los próximos años entre Kyle Walker, G. Johnson y M. Richards.

Richards tiene unas condicionas bárbaras, pero su ímpetu le juega malas pasadas. Por ejemplo, en la cantidad de faltas que hace cerca de su área. En una de ellas, Arteta tocó hacia la frontal y Vermaelen casi logra el empate.

También vi el Wigan-Chelsea. Estuvo mal el Chelsea. Se adelantó con un golazo de Sturridge, en una buena diagonal de A. Cole, que controló con la izquierda y remató con la derecha.

Sturridge, el mejor de un mal  Chelsea ayer

Después fue incapaz manejar el resultado. Mal partido de Terry, Lampard y Mata, y mal Villas-Boas metiendo el equipo atrás. El empate de Jordi Gómez es un justo castigo para los ¨blues”.

El Liverpool ganó en Villa Park. Hizo los goles muy pronto, ante un Villa que tenía muchas bajas. Me llamo la atención un detalle que mencionó Gaby Ruiz en la transmisión. Lo difícil que es marcar al Liverpool arriba. La movilidad de L.Suárez, hace que al jugar sin referencia, los pasadores encuentren facilidad para el pase. Aunque con el tiempo me gustaría ver a Carroll y a Suárez por detrás. Veremos.

Dos grandes goleadas

En Portugal, el pasado viernes, el Benfica goleó 5-1 al Río Ave, me gusta mucho el conjunto de Jorge Jesús. Nolito hizo dos tantos y el belga Witsel está aportando muchísimo en medio campo.

El cambio de registro este año de Jorge Jesús, que ha pasado de jugar sólo con J. García de medio centro a meter a dos, con Witsel, y la profundidad de plantilla que está teniendo, augura un buen porvenir para el Benfica en Portugal y en Europa.

Witsel, clave este año en el Benfica

Ante Río Ave no jugaron Bruno César (habitual este año por la izquierda), ni Gaitán de inicio (que está enorme por la derecha a pierna cambiada), además de Rodrigo, que sólo jugó 20 minutos.

Sin embargo, Nolito, Saviola,  y un Cardozo, que debe volver a ser el que fue, estuvieron bien.

Orta goleada fue en Holanda,  la del PSV a un Herenveen que venía jugando bien, 1-5 fue el resultado final.

Con Wijnaldum (que siempre hasta este año fue jugador de banda derecha)  al lado de Strootman, con el marroquí Labyad por la derecha (está a muy bien nivel) y el belga Mertens por la izquierda a pierna cambiada, el PSV es un equipo muy serio.

Toivonen hizo dos goles y Matavz otro, así que los del Philips Stadion están a un sólo punto del líder, el AZ Alkmaar.

Cristiano Ronaldo

Me apetece dar mi opinión sobre Cristiano Ronaldo. Me parece un jugador “10” físicamente, técnicamente, y en lo que se refiere a su profesionalidad.

Su problema es futbolístico y es de lectura del juego. Con sus condiciones, rendiría mucho más jugando a menos toques lejos de la portería y aprovechando su velocidad sin balón. Mientras no entienda eso, habrá partidos en los que no se le verá, perderá el balón en sus excesivas conducciones y tirará a puerta en posiciones que son mas adecuadas para el pase.

Di María está mejorando esa faceta, y está siendo más decisivo también como pasador.

 

 

 

David Villa tiene mucho mérito

Creo que el rendimiento de Villa en el Barcelona es fantástico y lo escribo como lo pienso.

Llegó para ser delantero

Villa llegó al Barcelona el pasado verano, en principio para sustituir a Zlatan Ibrahimovic, como el sueco había llegado para sustituir a Samuel Eto´o.

David Villa es un gran delantero, se desmarca bien hacia sus dos perfiles, buen finalizador con ambas piernas y un lujo para cualquier pasador, ya que su movilidad y excelente definición cuando juega de delantero, es una garantía para que el pase de un compañero pueda acabar en gol.

Variantes de Pep

Pep Guardiola ha ido haciendo variantes en su sistema desde el año 2008, cuando se hizo cargo del primer equipo. Una de ellas, la pasada temporada, fue colocar a Messi en la posición de “falso nueve” y a Villa en banda izquierda.

El “Guaje” respondió con trabajo, sacrificio, sentido colectivo del juego y generosidad. Evidentemente su cifra goleadora fue inferior, ya que su enorme sacrificio defensivo y jugar más lejos de la portería  se tiene que pagar. Aún así, 18 goles en su casillero en liga, es una cifra más que interesante.

En los pocos partidos que jugó como delantero, recuerdo uno ante Osasuna en el Camp Nou, marcó siempre y fue decisivo. Aquel día fue un 2-0 con dos goles suyos.

Lo que quiero recalcar con esto, es que su temporada fue magnífica y como colofón, tuvo el premio de hacer un golazo en Wembley ante el Manchester United en la final de la Liga de Campeones.

David Villa

El año pasado jugó en la izquierda, este año…

Esta temporada Guardiola sigue en evolución, leía el otro día a Martí Perarnau, una eminencia analizando el  fútbol y al Barcelona en particular, que Pep está abandonando la idea de jugar con falso nueve. Martí explicaba que se puede observar en la jugada del primer gol en el Bernabeu.

Messi arranca de medio campo y Alexis define en la posición de nueve. Alexis Sánchez (sustituto de Villa en el once inicial) jugó mucho tiempo de nueve ante el Madrid.

Veremos si Guardiola mantiene la idea. Porque si Alexis es nueve, vamos a ver como se coloca Cesc, que no apareció mucho, salvo en la jugada del gol viniendo de atrás, una de sus principales virtudes.

En el juego estático, a Fábregas se le vio incómodo en la línea de tres que formaba con Xavi, Iniesta y en muchas jugadas Leo, que fue un centrocampista más. A Cesc se le veía ahogado.

Pero a falta de resolver este aspecto, si el Barça comienza a jugar con nueve, lo pelearán Alexis y Villa. El chileno ofrece presión, posibilidad de encarar y verticalidad, el “Guaje”  maneja todas las claves para ser un fantástico delantero, en un equipo que tiene brillantes pasadores. Es una lucha apasionante por un hueco en el once.