El Barça montó un rondo

Anoche no escribí porque he preferido reposar el partido, en la tele sólo he visto alguna jugada suelta,  así que la crónica,  o más bien reflexión  que voy a escribir,  es sobre lo que ví en el campo y la sensación que tengo unas horas después.

Los onces

De principio Guardiola no sorprendió con el once, era el esperado con la presencia anunciada de Pinto por Víctor Valdés en la puerta. Defensa de cuatro con Alves, Piqué, Puyol y Abidal, Busquets de medio centro defensivo, dos interiores como Xavi (con caída a la derecha) e Iniesta (con caída a la izquierda) y la movilidad de los tres de arriba, Cesc, Messi y Alexis, que en muchos momentos fue delantero.

El Madrid, por su parte,  sí sorprendió con el once.  Casillas en la puerta, Altintop, Carvalho, Ramos y Contreao en defensa, Pepe fue el medio centro, Alonso y Lass los interiores ( al principio puse en twitter que sería Xabi el medio centro, me equivoqué) , con Benzema tirado a la derecha, Cristiano a la izquierda e Higuaín arriba.

Guión parecido al último partido entre ambos

El partido duró lo que tardó de nuevo el Barcelona en encontrar su ventaja posicional y dominio del partido a través del control de la pelota. Antes de eso, hubo una magnífica contra del Madrid, que inició Benzema, aguantando lo justo el balón, recortando y lanzando un pase hacia Cristiano. El portugués midió en carrera a Piqué, que le dio el lado de fuera, Cristiano hizo una bicicleta y su zurdazo sorprendió a Pinto, que quizá pudo hacer algo más.

Partido de cara y de nuevo el Madrid no supo que hacer

El partido se le ponía de cara al Madrid de nuevo, y de nuevo volvieron las dudas. Había jugadas en las que subía la línea de presión y al Barcelona le faltaba su fluidez habitual, pero en la mayoría de ocasiones esperaba en medio campo, así que el Barça se adueñó del balón y poco a poco comenzó su fútbol control, que ayer fue más “control” que nunca.

Si el Madrid recuperaba con opción de contra-ataque, no tenía los jugadores adecuados para lanzarlo y si bien es cierto que durante la primera media hora, la pelota le duró más de lo habitual ante el Barcelona, siempre fue de medio campo hacia atrás, sin posibilidad de progresar. En varias acciones de posible contra,  el pase o la conducción recaía en Pepe o en Altintop (que estuvo correcto dentro de todo) y la jugada moría enseguida.

El Barça iba teniendo más el balón, pero el juego era lento, los laterales se incorporaban muy poco y Messi no aparecía. Sólo en una ocasión de Alexis con la cabeza, que se fue al palo, y en otra de Iniesta, en la que Iker sacó su mano derecha abajo, el Barça creo peligro de verdad.

Lo que sí fue haciendo cada vez más, fue su juego en paralelo, con toques de uno a otro y que llevan el balón de banda a banda. Ahí Xavi es un maestro, atrae al contrario y toca cuando llegan dos, de manera que el compañero recibe sólo y con ventaja. El Madrid al contrario, sólo Xabi ponía criterio, pero jugando de interior no solía encontrar un pase cercano para dar continuidad al juego.

Aún así, no era el mejor Barça y al Madrid, que no se había asomado más a la puerta de Pinto tras el gol, parecía que le servía.

Segunda parte

El gol de Puyol (parecido en su día al que fabricaron Xavi y él en la semifinal del Mundial ante Alemania) de cabeza, en un despiste defensivo de Pepe, supuso el empate nada más comenzar la segunda parte. El error defensivo, que existe, no es pretexto de nada de lo que sucedió después y de lo que había comenzado a suceder en los últimos quince minutos de la primera parte. El gol del Barça, con la dinámica que había tomado el partido era cuestión de tiempo.

De ahí al final, el partido fue un rondo del Barcelona, con muy pocas incorporaciones de los laterales. Eso sí, el control sobre el juego fue total.  De hecho, sólo recuerdo la subida de Abidal, en la única vez que apareció Messi, para meter el balón al espacio y que el francés hiciese el uno a dos.

El Barcelona controlaba el partido a su manera (que no es válida para nadie más,  ni es el el único estilo válido. Es el suyo,  y ellos consiguen que tenga efecto en el juego y en el resultado).

Mourinho lo intentó con Granero y Özil, pero el Madrid no consiguió crear mucho más. Sólo una buena maniobra de Altintop por la derecha, con un buen centro con su pierna izquierda, que remató Benzema al palo.

Individualidades

Hay que destacar el gran partido de Alexis, fajándose con la defensa del Madrid, bien cuando fue delantero y muy bien echándose unos metros para atrás y recibiendo muchas faltas, además de taponar la salida del Madrid. Muy bien Puyol, el capitán del Barça es un ejemplo en muchas cosas, gol a parte.

En el Madrid, lamentable la actitud de Pepe una vez más, y ya son tantas que la situación es insostenible.

Es muy discutible la decisión de Mourinho de alinear a Carvalho y Altintop, con los pocos minutos que llevan de juego esta temporada. El portugués hizo lo que pudo, pero su impotencia y limitaciones físicas concluyeron con una patada indigna a Messi. El turco cumplió sin más, que ante Iniesta no es poco.

Mensaje agotado

El Madrid no sabe como jugarle a este Barcelona. Ha probado muchas cosas. Sigo pensando que no puede jugar a quitarle el balón, eso es cierto. Pero jugar con tres centrocampistas, de los cuáles uno no lo es (Pepe), y con tres puntas, de los cuáles dos no trabajan mucho atrás (Cristiano y Benzema), descompensa el medio campo y desactiva a los delanteros.

 

Luis Alcázar (l_Alcazar)

Gran análisis Alberto. Barbarie de Pepe a parte, en lo puramente futbolístico pienso que no le salió mal del todo su planteamiento a José la primera parte, puede parecer simple pero creo que los 4/5 arrancadas a la contra de Ronaldo eran la idea principal. Mucha presión atrás, juntitos y salir a los costados, el izquierdo era el más adecuado porque: 1. Ronaldo 2. Alves se toma más licencias hacia arriba 3. Benzema cerraba más al centro aunque su posición inicial fuese escorarse a la derecha, de hecho el pase en la jugada del gol fue suyo.

Después, la segunda mitad, queda destacada en lo que dices, el Barça progresivamente desde la primera se adueñó del balón y se impuso su fútbol control.

Lo dicho, gran análisis.

Saludos.

mini

enhorabuena por el articulo!la verdad es que el madrid es un equipo frente al resto de adversarios y otro completamente distinto frente al barça, en mallorca ya le vino justo y le gano porque es mejor pero eso frente al barça no basta! visto lo visto yo a principio de temporada en la supercopa al madrid mas cerca del barcelona pero tras estos dos clasicos creo que todavia la distancia se ha incrementado.La formula? se ha demostrado que jugando como un equipo mediocre pierdes pero tambien pierdes obtando por ozil de inicio y con doble pivote defensivo,jugando mas al ataque ( liga ), tambien hay que tener en cuenta que la motivacion del barça ante el madrid no es la misma que nate betis y español

Your email address will not be published. Required fields are marked *